Varices pélvicas

 Se estima que un tercio de las mujeres experimentan dolor pélvico en las áreas de la parte baja de la espalda y la parte inferior del abdomen durante toda su vida. Los avances en tecnología y diagnóstico ahora han determinado que esto podría ser causado por venas varicosas en los ovarios y el útero.

Esta condición es difícil de detectar a menudo se pasa por alto durante los exámenes pélvicos debido a que las venas se desinflan una vez que el paciente se acuesta en la mesa de examen. Las venas varicosas en el área pélvica son causadas de la misma manera que en todo el resto del cuerpo: por deficiencia venosa que hace que la sangre se acumule en las venas, que luego se estiran y abultan, lo que resulta en venas varicosas.

Las varices pélvicas pueden producir los siguientes síntomas:

 

  • Dolor lumbar y abdominal durante la menstruación, después de las relaciones sexuales, cuando está cansada o de pie al final del día, y durante el embarazo.
  • Sangrado menstrual abundante.
  • Venas varicosas en la vagina, glúteos o muslos.

Estos signos y síntomas pueden relacionarse con trastornos ginecológicos, urológicos o gastrointestinales, por lo que el medico vascular debe descartar otras enfermedades antes de tratar las pacientes con varices pélvicas.

El diagnostico se confirma mediante la realización de un ultrasonido doppler color pélvico transvaginal, que muestra la presencia de varices dentro de la pelvis.

Las varices pélvicas se tratan con un procedimiento seguro y mínimamente invasivo llamado embolización de venas gonadales o ováricas. Mediante la tecnología de rayos X y un tinte de contraste, se visualizan las venas afectadas y se inserta un catéter pequeño y delgado en una vena, generalmente en el brazo, viajando desde ahí a las venas dañadas en la pelvis. Luego se introduce a través del catéter un medicamento o alambre especial, logrando que la vena enferma se selle de forma permanente.

El tratamiento del síndrome de varices pélvicas es un proceso simple y eficiente que resulta en una mejora de hasta el 95 por ciento de las mujeres. Experimentar molestias después del procedimiento es común y generalmente se controla a través de medicamentos analgésicos y desinflamatorios. Dependiendo de su proceso de curación individual, la mayoría de los pacientes regresan completamente a sus actividades normales en una semana.

Leave a Comment

Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias


Dr. Leonardo Ballestas

Dr. Leonardo Ballestas es cirujano vascular y endovascular con mas de 15 años de experiencia

Horarios de atención

Lun - Vie: 8.00 am - 5.00 pmSábados: 9.00 am - 1.00 pmDomingos y Festivos: Sin atención

Contacto

Teléfono: 300 7479377Club Rotario Palmira. Calle 32a # 32 - 50
Learn more